Aromaterapia, Formas de aplicación, Salud

Formas de aplicación de los aceites esenciales

Los aceites no deben ingerirse nunca, ni aplicarse tampoco directamente sobre la piel ya que puede causar irritaciones. Debemos de mezclarlos con aceites base vegetales, diluirlos en agua o por difusión en el aire.

Masaje: es uno de los métodos más eficaces de la aromaterapia, ya que unimos la eficacia de los aceites esenciales con el poder terapéutico del masaje. Mezclaremos siempre el a.esencial con una aceite vegetal, como el de almendras, avellanas, jojoba, etc. Véase: Aceites Vegetales Vehiculares

Baño: podemos echar unas 6 gotas de aceites esencial en el agua, justo antes de entrar en la bañera para que no se evapore el aceite y pierda sus propiedades, unos 15-20 minutos. Por este medio estamos tanto inhalando el vapor de los aceites como permitiendo que penetran a través de la piel. Si lo prefieres puedes mezclar el aceites esencial con un aceite vegetal de almendras, con leche o incluso miel, removerlo y luego verterlo al agua. Véase: Qué aceites podemos emplear para hacer baños aromáticos y Cómo hacer baños aromáticos

Inhalación: podemos echar algunas gotas en un pañuelo,olerlo directamente del bote en momentos determinados ( shock, taquicardias. Véase: Cómo disminuir las taquicardias )  o echar de 6 a 12 gotas en una olla de agua hirviendo, colando una toalla o manta que nos cubra la cabeza e inhalar el vapor que desprende durante unos minutos. No acercar la cara demasiado, ya que el vapor nos podría quemar.

Difusión: existe en el mercado una gran variedad de productos para llenar el espacio de una habitación y oficina con el aroma de los aceites esenciales. Estos productos, llamados difusores o aromatizadores, esparcen los aceites esenciales formando una nube de diminutas partículas. Pueden ser usados en caso de afecciones respiratorias o simplemente para rebosar el aire con una fragancia estimulante o calmante. Véase: Qué aromas son alegres y calmantes para nuestro espacio

Compresas: estas pueden ser frías o calientes. Se utilizan para aliviar dolores de cabeza, musculares, etc. Se pueden añadir 4-5 gotas de aceite esencial a una palangana con agua, se empapa una toalla en esta solución y se aplica sobre la zona a tratar.   Para más información sobre las compresas véase:  Cómo preparar y para que sirven las compresas frías y calientes

 

Sira Alonso. MuyNatur. Centro de bioestética y terapias alternativas.

Anuncios