Meditación, Salud, Zazen. Posturas para meditación.

Zazen. Posturas para meditación.

Nuestra nalgas siempre han de estar sobre el Zafu y  las rodillas apoyadas fuertemente sobre el suelo o también podemos usar un Zafutón.

Este triángulo es la base de la postura de ZAZEN: 

  • sentarse a “meditar” en la Posición de Loto de Yoga, según el Budismo Zen, como lo habría hecho el Buda histórico en el momento de su iluminación sentado en la postura tradicional del loto, como podemos ver en las estatuas del Buda meditativo.

Existen dos posturas principales:

  • half-lotus.bmpMEDIO LOTO.  Como una servidora no posee tanta flexibilidad para ello, llevo a cabo la postura de medio loto, es decir, presionar el pie izquierdo sobre el muslo derecho.

 

 

  • bumeserLOTO.  Consiste en llevar nuestro pie izquierdo encima del muslo derecho y el pie derecho sobre nuestro muslo izquierdo.

 

 

Podemos tomarlo como una meta, no quedar estancados en la postura que nos sea más cómoda y poco a poco alcanzar la postura completa de LOTO. Podéis practicar  la posición completa en el agua.

A parte de estas, existen otras llamadas: 

  • Seiza_PostureSEIZA. Consiste en sentarnos sobre los talonees.

 

 

 

  • MedPostures-001BIRMANA o BURMESE. Consiste en doblar las dos piernas, con las rodillas apuntando hacia cada lado, y la parte baja de las piernas y pies sobre el suelo, uno frente al otro. Alterna la pierna que dejas al frente, si es posible. 

 

La columna vertebral bien recta, el mentón entrado y la nuca estirada. La nariz debe estar en la vertical del ombligo, las orejas en la vertical de los hombros y la mirada (ojos abiertos, semi-abiertos) posada a un metro delante de nosotros en el suelo.

images (2)

Los brazos separados un poco del cuerpo con la palma de las manos hacia arriba, posadas en nuestros muslos, pies o en contacto con el abdomen debajo del ombligo (Mano izquierda en la mano derecha con las palmas mirando al cielo, nuestros pulgares se tocan formando una línea recta).

Por último, podemos hacer meditación sin necesidad de un Zafu, simplemente sentados, relajados, respirar de una forma natural. No forzar los pensamientos, sencillamente que fluyan y no centrarse en ellos, que desaparezcan de una manera sutil. Este tipo de práctica  Zazen se llama SHIKANTAZA.

 

Para más información véase Los beneficios de usar un Zafu

 

Anuncios
Aromaterapia, Salud

Cómo preparar y para que sirven las compresas frías y calientes

Las compresas son un modo efectivo de utilizar los aceites esenciales para aliviar el dolor, la hinchazón y reducir la inflamación.

Es una opción en caso de no poder masajear la zona afectada.

Las compresas calientes se utilizan más a menudo para tratar los dolores de naturaleza crónica, y las frías para tratar el dolor agudo  y como primer auxilio para lesiones como los esguinces.

Para preparar tanto una compresa caliente como fría, necesitamos llenar una palangana con agua muy caliente o muy fría, la que nuestras manos en contacto con ella pueda soportar, con la opción de verter cuatro o cinco gotas de aceite esencial. Podemos llenarla de agua del grifo o incluso si no es muy fría echar cubitos de hielo.

Los materiales adecuados pueden ser un trozo de tela limpia, una toalla, pañuelo…depende del tamaño de el área al que la vayamos a aplicar. Sumergimos la tela en la palangana, de modo que la tela coja lo más posible el aceite esencial que flota sobre la superficie, escurrimos la tela y la colocamos de inmediato en la zona.

Podemos cubrir las compresas con un trozo de plástico adherente para impedir que la ropa y vendajes se empape.

La compresa debería reemplazarse por otra nueva cuando se ha enfriado o calentado la temperatura de la sangre.

Uso de compresas caliente:

– dolores de espalda

– dolor de estómago

– fibrositis

– dolores reumáticos y artríticos

– abscesos

– dolores de oido

– dolores de muela

– calambres menstruales

 

Uso de compresas frías:

– dolores de cabeza, aplicadas en frente o nuca ( padecer fiebre)

– tensión en el cuello

– esguinces

– torceduras

– calambres en el codo

– afecciones con hinchazón

 

Por último comentaros que alternar compresas calientes y frías es una técnica naturópata que ayuda a la curación, y es muy útil para los esguinces y otras afecciones donde no puede utilizarse el masaje. Usar compresas frías como medida de primer auxilio, pero pasad a utilizar compresas frías y calientes en los días siguientes. Comenzar siempre por una compresa caliente y acabad con una fría.

Véase: Aromaterapia y embarazo y Cómo actúan las compresas frías y calientes